¿Cómo implicar la capa directiva en Prevención de Riesgos Laborales?

Equipo directivo de una empresa que se preocupa por la Prevención de Riesgos Laborales (PRL)Cada vez son más las noticias positivas relacionadas con la salud laboral: muchas administraciones públicas deciden invertir en programas de Prevención de Riesgos Laborales, empresas privadas son galardonadas por buenas prácticas e iniciativas innovadoras en hábitos saludables en el entorno laboral… Pero, ¿qué importancia tiene que estas medidas vengan impulsadas o apoyadas desde la dirección de la empresa?

Prevención de riesgos laborales desde los altos cargos

La implicación de la dirección de la empresa en el desarrollo de la cultura preventiva de la compañía es fundamental para que los trabajadores perciban que la PRL es un tema de especial importancia e interés en el desarrollo de la actividad laboral. A pesar de que la organización disponga de un departamento o de una figura específica que trate esta temática, para fomentar que los altos mandos se impliquen en la cultura preventiva se tienen que garantizar tres básicos:

Herramientas para lograr una dirección participativa en la PRL

Para asegurar que la dirección se implica en la Prevención de Riesgos Laborales se pueden poner en práctica las siguientes herramientas:

  1. Incluir un punto específico en el orden del día de las reuniones para tratar temas de seguridad laboral.
  2. Organizar charlas de seguridad entre el equipo directivo y los empleados.
  3. Realizar grupos de trabajo para mejorar las medidas tomadas en este sentido.
  4. Promover que el equipo directivo participe y/o realice las inspecciones de seguridad, así como las operaciones preventivas de seguridad.
  5. Redactar un proyecto con distintas acciones, estableciendo objetivos e indicadores que impliquen a todos los estamentos de la empresa: dirección, trabajadores, etc.
  6. Formación.

La formación elemento clave en la prevención de riesgos laborales

Una de las herramientas básicas para mostrar la implicación de los altos cargos en la cultura preventiva es garantizar una buena formación para toda la plantilla. Se ha comprobado que invertir en formar a los trabajadores no solo previene accidentes, sino que también resulta muy rentable para la empresa porqué reduce el absentismo e incrementa la productividad. Además, los trabajadores perciben que la empresa se preocupa por su salud y seguridad, motivo por el cual los empleados van más motivados a trabajar. En general se calcula que por cada euro dedicado a PRL el retorno es de entre cuatro y cinco veces lo invertido.