Seleccionar página

Una empresa que se dedica a la gestión integral del servicio de comedor en varias escuelas de Barcelona ha sido sancionada por discriminar salarialmente a parte de su plantilla por cuestión de género. Te contamos todos los detalles en este post de Conversia.

Las ayudantes de cocina percibían un sueldo hasta un 39% inferior que sus compañeros hombres

Inspección de Trabajo de la Generalitat de Catalunya ha impuesto una multa de 15.625 euros a una empresa por discriminar salarialmente a sus trabajadoras, infracción calificada como muy grave. Se trata de un negocio relacionado con la gestión del servicio de comedor de algunas escuelas de la capital catalana. El organismo de trabajo ha comprobado que, a pesar de ocupar el mismo puesto y realizar las mismas funciones y tareas, la empresa pagaba un sueldo menor a las mujeres que a los hombres.

Concretamente, Inspecció de Treball ha analizado el registro retributivo de la compañía y ha detectado una discriminación salarial por razón de género. La brecha salarial entre hombres y mujeres en esta empresa se situaba entre el 31 y el 39%, dependiendo de su categoría profesional. Por ejemplo, la única jefa de cocina cobraba un 31% menos que sus tres compañeros hombres que realizaban el mismo trabajo, ya que no recibía mejora salarial. Otro ejemplo es que las ayudantes de cocina percibían un 39% menos, teniendo en cuenta los complementos salariales.

Récord de intervenciones en 2020 para comprobar el cumplimiento de los planes de igualdad

Durante 2020, Inspección de Trabajo realizó un récord de intervenciones para comprobar que las empresas cumplían con los planes de igualdad, concretamente 1.540. Esta cifra es la más alta registrada desde 2007, cuando se aprobó esta medida para combatir la discriminación laboral por motivo de género. En el transcurso del año pasado se realizaron un total de 705 requerimientos y se impusieron 38 sanciones.

Puedes leer más noticias relacionadas con igualdad en este blog de Conversia.