Descubren un caso de blanqueo de capitales sin denuncias previas, solo cruzando datos

billete, lupa y calculadora, blanqueo de capitalesUn simple cruce de datos entre órganos administrativos puede desembocar en la detección de un caso de blanqueo de capitales, sin necesidad de chivatazos o denuncias. En Conversia te contamos cómo se desarrolló la operación “Launder-Toro-Cupón”, una operación que dejó al descubierto una creativa trama delictiva.

Destapar casos sin necesidad de denuncias, solo cruzando datos

Una operación conjunta de la Guardia Civil, la Policía Nacional y la Agencia Tributaria (AEAT) permitió desarticular un grupo criminal que se dedicaba al blanqueo de capitales y a otros delitos contra la Hacienda Pública. En el transcurso de dicha operación, que fue bautizada como “Launder-Toro-Cupón” se intervinieron activos patrimoniales por valor de 6,7 millones de euros, y se detuvieron a nueve personas implicadas en la trama.

Según fuentes del Ministerio del Interior, la investigación se inició el pasado 2015, sin necesidad que nadie interpusiera denuncia alguna, sino a consecuencia de un cruce de datos de inteligencia financiera y de las bases de datos de delincuencia y crimen organizado que tienen a disposición la Policía Nacional, la Guardia Civil y la Agencia Tributaria.

Además de las nueve detenciones, la operación también investigó otras seis personas que presuntamente gestionaban un total de 14 sociedades creadas específicamente para cometer el delito de blanqueo de capitales, así como para aparentar que eran negocios legales.

Métodos creativos para el blanqueo de capitales

La organización utilizó diferentes y creativos métodos para el blanqueo de capitales. Por una parte, se descubrieron dos operaciones bancarias sospechosas de haber introducido en el circuito financiero legal más de dos millones de euros procedentes del pago de dos premios a raíz de dos sorteos realizados por una de las empresas investigadas, dedicada a la promoción de proyectos destinados a personas con discapacidad. Concretamente, esta empresa realizó un sorteo en el cuál el número premiado debía coincidir con el del sorteo de una conocida organización nacional. El truco fue que la empresa emitió los boletos ganadores una vez ya se había realizado el sorteo, a sabiendas del número que resultaría premiado. El primero de los sorteos se realizó en julio de 2012, y el cabecilla de la organización recibió un premio de un millón de euros; medio año más tarde, el cabecilla volvió a ser agraciado con otro premio del mismo importe, aunque esta vez el dinero benefició a su hijo. El dinero del premio procedía de actividades delictivas, principalmente del tráfico de drogas y se introducía de esta manera en el circuito legal.

Esta trama fue descubierta al incurrir los beneficiarios de los premios en un fraude a la hacienda pública, ya que no declararon los premios en su declaración de la renta.

Por otro lado, la organización también realizó otros métodos como la compra de billetes del Gordo de Navidad, el reconocimiento ante notario de deudas que no existían, así como la compraventa de productos financieros o la participación en subastas judiciales o procedimientos concursales.

Embargos e incautaciones

La operación se realizó simultáneamente en las provincias de Albacete, Almería y Asturias, efectuando ocho registros domiciliarios y seis en sedes sociales de empresas. Se embargaron 26 activos inmuebles entre pisos, apartamentos, solares urbanos e, incluso, un amarre en un puerto, con un valor conjunto de más de 6 millones de euros. Además, se bloquearon y embargaron 23 cuentas bancarias y productos financieros por valor de 250.000 euros, así como 15.000 euros en efectivo, cinco vehículos de alta gama, una embarcación y maquinaria industrial por valor de 300.000 euros.

También se tomaron medidas cautelares como la suspensión de actividad para 12 de las empresas, además de la clausura temporal de locales y establecimientos para dos de ellas y la intervención judicial para otras dos.

Descubre en el blog de Conversia más noticias relacionadas con el blanqueo de capitales, así como la infografía sobre las comunicaciones por indicio en la que se explica qué información debe figurar en una denuncia presentada al SEPBLAC.